De tamaño grande y excepcionalmente tierna y sabrosa: ¡todo un lujo! Elaboradas de modo muy artesanal y eso se nota: muy tiernas, no se nota la piel, el sabor es natural y claro a legumbre y solo a legumbre. Una vez pruebes estas legumbres no querrás otras.